Después de un confinamiento ¿Qué mejor lugar para visitar que el Jardín Botánico?

Uno de los sitios más visitados por los ciudadanos después de que el gobierno local haya autorizado el ingreso a ciertos sitios públicos por causa de la crisis mundial sanitaria, en Medellín, el Jardín Botánico es de los más apetecidos. 

Las ardillas, las iguanas, tortugas, diversa cantidad de pájaros; los árboles, las plantas, el lago y los senderos peatonales son algunos de los atractivos que hacen que la gente se acerque a este escenario que, por su ubicación, se presta para que los habitantes lleguen en Metro, principalmente. 

En la tarde del sábado 26 de septiembre indagamos a varias personas acerca del reencuentro con la naturaleza después permanecer meses aislados en sus viviendas por causa del Covid 19.        

Ramón Elías Rendón Osorio, habitante del barrio Laureles: “yo me siento súper bien, es algo que uno como persona necesita, el aire libre, sentirse en libertad, respirar un mejor aire; este sitio es el más bonito que tiene Medellín, el Jardín Botánico”. Igualmente su compañía, Margarita Nieto, también se manifestó, afirmando que se siente “excelente, siento que es un cambio espectacular, el clima con esa temperatura tan agradable, el aire puro, todo nos hace sentir súper bien; la tranquilidad, la paz que se siente acá”, dijo la señora, nacida en el municipio de Nariño.  

Madre e hija:

Gloria Muñoz Uribe, del barrio Las Cabañitas, de Bello, “yo me siento libre, no nos podemos relajar, pero me siento bien en este espacio, con aire fresco. No tengo la pesadilla de estar encerrada”. Su hija, Isabel Valencia Muñoz, manifestó estar espectacular, porque este es un espacio que nos permite descansar, relajar la mente; esto aportas mucho a la salud mental. Este es un ambiente más fresco, observar animales y fortalecer el vínculo familiar. 

Pícnic a los alrededores:

También nos encontramos con un grupo de compañeras de la empresa Amway, quienes hicieron un pic-nic, para celebrar el Día de Amor y Amistad. Había, entre el grupo, habitantes de Belén, El Poblado, Moravia, Campo Valdés, Belencito y de Robledo. Para ellas el mejor sitio para celebrar fue las afueras del Jardín Botánico. Allí se demostraron los afectos y compartieron el abundante y nutritivo alimento.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *